Guía de Marketing de Contenidos para comercio electrónico

Guía de Marketing de Contenidos para comercio electrónico

Cuando hablamos de marketing de contenidos enfocado al comercio electrónico, nos estamos refiriendo también a una forma concreta de comunicarnos con una audiencia en Internet.

Porque debemos tener en cuenta que aunque no podemos ni debemos directamente querer vender con nuestro marketing de contenidos tampoco debemos olvidarnos de que el objetivo y la razón de ser de un e-Commerce o tienda online es la venta pura y dura.

Por eso, esta estrategia tiene una particularidad que la hace especial y la diferencia frente al resto.

Dicho esto, ¿cómo enfoco mi estrategia de contenidos para el comercio electrónico?

La respuesta a esta pregunta hoy nos la ofrece Ryan Stewart  en este 41º guest post.

Ryan nos ha preparado una completa guía en la que podremos ver y entender con facilidad cuáles son las particularidades a destacar de toda estrategia de contenidos centrada en el comercio electrónico.


Guía de Marketing de Contenidos para e-Commerce

La guía completa de marketing de contenidos para comercio electrónico (e-Commerce)

Atención, dueño de tienda en Internet: ¡la cuadratura del círculo es posible! Si el SEO es el compás y la audiencia es la regla, puedes hallar -con sólo estos elementos- un cuadrado con un área igual a la de un círculo cualquiera.

Es decir, y para entendernos, que puedes contentar a la vez a los motores de búsqueda y a tu público, y la forma no es otra que gracias al marketing de contenidos.

El valor del contenido para conseguir clientes y conversiones sigue siendo enorme en la era del SEO y los anuncios PPC o de “pago por clic” (el 70 por ciento de los consumidores prefiere conocer una marca a través de un artículo que de un anuncio publicitario).

Además, genera una dinámica virtuosa imparable.

Primero, seduce a los algoritmos de Google porque el buscador quiere más usuarios y sabe recompensar a quien se los proporciona.

Segundo, deriva tráfico hacia tu tienda de comercio electrónico (e-Commerce).

Y por último, circula por las redes sociales captando seguidores y suscriptores para tu Newsletter o boletín mensual, buenos comentarios y enlaces.

No intentes saltarte las reglas de la geometría confiando exclusivamente en el SEO.

Aquí tienes algunos consejos para ayudarte a seguir la línea más recta hacia el éxito: el contenido de calidad.

Diseña la estrategia de marketing de contenidos de tu e-Commerce o tienda online


➤ PREPARA EL TERRENO

1º Estudia el porfolio de contenido de la competencia

El rastreo de los enlaces a tu sitio web y a los sitios de la competencia resulta fundamental para diseñar una estrategia de optimización para motores de búsqueda.

Hay un montón de herramientas en Internet que te permitirán tener una imagen bastante precisa de las menciones a tus competidores. Úsalas también para descubrir el contenido que despierta la curiosidad de tu audiencia.

Revisa las descripciones de los productos de tus competidores y sabrás qué términos son los más comunes en el sector y cuáles te distinguen.

Lee los comentarios sobre sus productos o servicios. Allí está, con pelos y señales, todo lo que andan buscando tus propios clientes.

2º Decide para quién escribes

Los datos de tu tienda online y las conversaciones con los clientes en las redes sociales te revelan quiénes son, qué están diciendo y cómo lo dicen.

¿Qué más necesitas averiguar?

Cuanto más preciso seas a la hora de decidir a quién te diriges, más posibilidades tienes de estar hablando con alguien que quiere escucharte. Así sabrás lo que esperan de ti y podrás dar el paso definitivo: conectar con ellos.

Nunca vas a filtrar lo suficiente, así que no te canses de hacerlo. Relaciona el contenido con el producto para que no se convierta en una distracción. Al final estarás tratando con muchos más compradores que curiosos.

3º Decide qué sentimientos quieres inspirar

El 82% de los consumidores dice tener un sentimiento más positivo sobre una marca después de leer el contenido que ofrece en su web. Piensa detenidamente el lugar que quieres ocupar en su cabeza.

¿Quieres que tu marca sea informal? ¿Deportiva? ¿Dinámica?

La mejor manera de concentrar tus esfuerzos es tomarte un tiempo para decidirlo.

No trates de abarcar demasiado: intenta elegir un puñado de términos que te orienten cuando vayas a ponerte a escribir contenido.

4º Descubre las necesidades de tu público…

Si te parece que pierdes mucho tiempo buscando temas para tu blog o tus actualizaciones en las redes sociales, deja que tu público te solucione el problema.

Cuando te dedicas a la atención al cliente en tu página web, o también en Facebook, contestas dudas y preguntas que vienen directamente de los usuarios. Selecciona las que se repiten o te parecen más interesantes y responde con detalle en el blog.

También puedes investigar en las redes sociales cuáles son los intereses de tus potenciales clientes y añadirlos a tu lista de lemas a tratar.

No des palos de ciego: el buen contenido debe tener lectores esperando.

…y cómo cubrirlas

Empieza por la experiencia del usuario.

De nada valen las buenas soluciones que ofreces cuando el cliente se siente perdido en tu sitio web como en medio de un almacén de Ikea.

Haz que tenga la sensación de estar curioseando en una tienda de regalos y que encuentre todo lo necesario al primer golpe de vista, incluida la caja.

Cuando hayas captado las inquietudes de tu audiencia, ofréceles contenidos útiles. Aunque no te lo quieras creer, ese es el único motivo por el que visitan tu blog.

Antes de hacer amigos en las redes sociales o incluso contactar con líderes de opinión, debes probar que eres interesante. Al revés no funciona.

No te olvides de lo básico #MarketingdeContenidos

➤ NO TE OLVIDES DE LO BÁSICO

6º Inventa títulos con gancho

Hay muchos métodos para escribir títulos atractivos.

El de HubSpot no tiene desperdicio. Es un proceso de afinado que empieza con un título correcto, lo vuelve más preciso, más sexy, y finalmente, más corto, hasta dar con el “Kick-Ass Blog Title” que prometen.

En todo caso, la abundancia de consejos sobre los títulos dice mucho de su relevancia. Dale un vistazo a las estadísticas de Conductor y sabrás el por qué.

Del título depende en buena parte que los lectores se queden o emprendan la huida.

Debes crear intriga, sorprender, emplear lo que llamamos “palabras de poder” o términos que apelan a los sentidos, provocan emociones y, aún más importante, mueven a la acción: garantizado, increíble, mejorar, confianza, exclusivo, tú, valor, fácil, potente, ahora… No tiene mucho misterio.

Seguro que puedes prolongar la lista hasta el infinito por tu cuenta.

Sé concreto. En el estudio que se menciona más arriba verás que los títulos con un número al principio son los preferidos del 36% de los lectores.

7º Actualiza el contenido

Hemos quedado en que la fórmula de la cuadratura del círculo era el marketing de contenido multiplicado por el contacto con el público. Ahora bien, la verdadera conexión requiere presencia y los internautas, como los felinos, solo ven lo que se mueve.

Mantén tu contenido al día. El de elaboración propia y también las referencias al contenido ajeno que pueda ser interesante para tu público, como aconseja el blog de Shopify en este artículo.

Estate atento a lo valioso. Cuando una etiqueta eche humo en Twitter aprovecha para organizar un concurso o una promoción en torno al tema, relacionándolo de alguna manera con tu negocio. Los concursos, ofertas y cupones invitan siempre a compartir el contenido y hacerlo circular.

Otro efecto positivo del contacto constante con tu público es que ellos mismos generan contenido (y además muy eficaz) en forma de comentarios e influencia social informativa.

Refina tu contenido visual

El contenido visual es una tarjeta de visita que los usuarios procesan en una décima de segundo antes de que tengas tiempo de decirles hola o antes de que ellos hagan click en la siguiente pestaña que tienen abierta.

El 50% del cerebro está implicado en el procesamiento de los estímulos visuales y el 70% de los receptores sensoriales residen en los ojos.

Nadie duda de la eficacia del contenido visual, pero hay que saber dosificar. El exceso de movimiento o de imágenes impide al lector centrarse en los mensajes que te interesan.

En caso de que tu mensaje sea técnicamente complejo, recurre a la infografía. Los periódicos lo hacen a diario con éxito probado.

Echa mano de una breve nota para las tiendas con clientes de orígenes diversos. Cuando te diriges a un público cuya cultura no te resulta familiar asegúrate de que los símbolos y colores que usas transmiten el mensaje que crees que transmiten.

Por ejemplo, en Japón se interpreta el rojo como una señal de peligro y en China como una señal de fiesta y alegría. Piensa en esas diferencias como una oportunidad y utilízalas a tu favor.

9º Cuida el texto y las traducciones

A lo mejor piensas que lo importante es el fondo y te puedes permitir textos desmañados, acentos ausentes o colores que se dan patadas entre sí.

Desengáñate: el consumidor busca marcas que le reafirmen en una cierta imagen de sí mismo o le cuenten una historia de la que quiere ser protagonista. La calidad del contenido refleja la calidad de los productos o servicios.

Cada vez es más común, y muy posiblemente lo sepas por experiencia, que las tiendas de comercio electrónico se dirijan a un público multilingüe. Cuando dejas que la chispa del original se pierda en una traducción torpe, estás matando el efecto.

Busca traductores con experiencia en marketing de contenido. Ellos saben que el texto debe quedar como si hubiera sido escrito en el idioma de destino. Y sobre todo, que además de traducir hay que localizar, teniendo en cuenta la cultura local y adaptando lo que haga falta, desde las unidades de medida hasta los métodos de pago.

10º Organiza tu trabajo

Para inventar titulares con gancho, actualizar el contenido, refinar el diseño y cuidar el texto y las traducciones, es conveniente que tu equipo y tu calendario editorial estén bien organizados.

Una vez que hayas decidido tu estrategia de marketing, identificado los problemas de tu público y encontrado el modo de resolverlos, crea un calendario con los temas que quieres tratar en el blog y las fechas en que vas a publicarlos.

Recurre a la colaboración de agencias y autónomos en cuanto sospeches que lo necesitas. La ayuda externa ahorra tiempo y mejora la calidad del diseño gráfico, la escritura del blog y la producción de videos e imágenes.

Para seleccionar un colaborador en los sitios de empleo freelance, fíjate en sus porfolios y los comentarios de sus clientes.

Por lo general, la solución óptima es una combinación de trabajo propio y externo. Una herramienta muy útil para organizar el flujo de trabajo son los sistemas de gestión de contenido y de traducción.

El #MarketingdeContenido no es para forzar ventas

➤  CONECTA CON LA AUDIENCIA

11º Entabla contacto

El marketing de contenido no debería usarse para forzar una venta inmediata, sino para generar familiaridad, confianza, y situarte lo más alto posible en las preferencias del público.

Un internauta que encuentra tu tienda en el cuarto puesto de una búsqueda puede hacer clic en el enlace porque reconoce la marca o porque le inspira más simpatía que las otras.

Eres tú quien tiene interés por contactar con los consumidores, así que a ti te corresponde iniciar la conversación.

12º Crea tu propio sistema de trabajo

Cuando tengas una idea clara de la imagen que quieres transmitir, mantén la coherencia en todos tus mensajes y formatos.

Si cuentas con escritores de contenido o traductores, redacta una pequeña guía de estilo con referencias a la misión, los medios, la audiencia, el tono, ejemplos y fuentes y modelo de negocio.

Tampoco está de más mencionar los términos específicos que emplea tu marca o tu sector y en el caso de la traducción generar un glosario y una memoria.

¡Crea contenido original!

Son muchas las tiendas online que se limitan a cortar y pegar las descripciones del proveedor, y con ello están renunciando a uno de los principales instrumentos con que cuentan para llegar a su público: derivar tráfico a su sitio web y aumentar las ventas.

Mediante la prueba y el error puedes ir desarrollando un sistema propio que se adapte a tus recursos.

Puedes empezar por colaborar en blogs con influencia en tu sector de negocio. Al fin y al cabo, sus lectores son tus clientes potenciales.

13º Sigue los ejemplos que te gustan

Date una vuelta por Pinterest, YouTube o Facebook. Visita sitios web de comercio electrónico.

Encontrarás compañías que proponen algo divertido o innovador, o siguen el manual al pie de la letra pero con grandes resultados.

Tenlos en cuenta.

El hecho de que te llamen la atención indica que están en sintonía con tu manera de hacer las cosas o que te ayudarán a decidir para quién escribes, qué sentimientos quieres inspirar, cuáles son las necesidades de tu público o cómo resolverlas.

Aquí tienes dos ejemplos:

  • Gaultier incluye en su página web un pequeño puzle con la imagen de un anuncio y un pastel del que salen mensajes como los de las galletas de la fortuna. Sin distraer demasiado del contenido y los productos, hacen la visita más divertida.
  • Michaels, una franquicia norteamericana dedicada al material de artes plásticas y manualidades, tiene su propio canal en YouTube. En sus videos la firma brinda sugerencias y tutoriales que de otro modo el público estaría buscando por su cuenta, así que el contenido no puede ser más útil.  Repasa todos los puntos anteriores y verás cómo el canal de Michaels Stores en la red social cumple uno por uno con todos los requisitos del comercio electrónico bien diseñado.

14º Mide los resultados

El método de la prueba y error sólo funciona cuando eres capaz de detectar dónde está el error.

De nuevo, impón un calendario para el contenido de tu comercio electrónico.

Necesitas saber que tus objetivos de marketing se están cumpliendo y que no te estás yendo por la tangente. Content Marketing Institute usa una hoja de cálculo que puede servir de modelo para recoger tus propios datos.

La personalización del análisis tiene la gran ventaja de que permite evaluar, en base a tus objetivos de marketing, el tráfico adquirido a lo largo del tiempo y cómo se distribuye.

Ten en cuenta las nuevas tendencias #MarketingdeContenidos

➤ TEN EN CUENTA LAS NUEVAS TENDENCIAS

¿Por qué no? Si en unos meses van a estar en todas las listas de “los 5 mejores consejos”  y “las 20 grandes recetas”, ¿qué te impide sacarles partido antes que nadie? No se trata de hacer experimentos con tu tienda, sino de “subirse en los hombros de los gigantes”.

¿Gigantes en qué? En inventiva, puesto que también estamos hablando de pequeñas empresas con grandes ideas.

  • Por ejemplo: iFixit, una tienda en línea de componentes electrónicos que ha puesto en su web a disposición del público 17.500 manuales elaborados gracias al crowdsourcing, o externalización abierta de tareas, como se conoce en castellano.
  • Otra idea con futuro es el contenido generado por máquinas. En 2018 los robots generarán el 20% de todo el contenido comercial. Ya hay compañías que emplean algoritmos para liberar a las empresas de alguna de las tareas más rutinarias, entre las que se encuentra la descripción de productos.
  • Una solución en cierto modo opuesta es la de Woot.com: humanizar las descripciones gracias al humor, riéndose de sí mismos.
CONCLUSIÓN

La venta electrónica, como la geometría, exige al que la practica tener muy claras las fórmulas.

No te obsesiones buscando palabras clave con mucho volumen de búsquedas y usándolas sin parar en el título, la URL, las etiquetas y el 2.5% del texto. La fórmula correcta es el marketing de contenido, y no hay manera de calcular el área del éxito sin aplicarla.

Google quiere usuarios felices que pasen mucho rato navegando la web y generando ingresos. Por eso detesta el contenido que parece escrito para los motores de búsqueda y por eso sus algoritmos premian la calidad y la satisfacción del usuario.

Cuida el contenido de tu sitio web y tus perfiles en las redes sociales y verás cómo logras completar el círculo virtuoso del comercio electrónico y cuadrar tus cuentas.

Fotos (comercio electrónico) Shutterstock

¿Cómo se encuentra la salud del Marketing de Contenidos de tu comercio electrónico?

Ryan es un consultor de marketing digital con más de 8 años de experiencia ayudando a compañías Fortune 500 a aumentar su presencia en línea.
En la actualidad reside en Miami y es propietario de la agencia creativa WEBRIS.
Showing 5 comments
  • Roberto
    Responder

    Bueno sinceramente a mi no le ha gustado nada el articulo. Se ha pasado miles de palabras solo para decir que se debe saber como es el perfil del cliente y en base a eso buscar artículos que escribir en el blog, cuyos artículos deben tener un estilo propio y nada mas. Dijo que estudiaramos a la competencia pero no dijo que hacer luego de tener la información de la competencia. Dio un par de consejos típicos para un blog y nada mas. No veo ninguna estrategia y mucho menos veo que se dirija a comercio electrónico. ¿O por decir que se debe poner descripciones de productos únicos ya es marketing de contenidos pa ecommerce?

    Bueno el titulo prometio algo que no se cumplió. Habló mucho y dijo poco.

    Es mi opinión.

    • El Blog de Jose Facchin
      Responder

      Gracias Roberto, agradecemos tu opinión y sentimos no haber cumplido tus expectativas. ¿Nos das más oportunidades con otros posts? Saludos.

  • Responder

    Magnífica guía de Ryan Stewart. En las últimas semanas estoy leyendo muchos artículos de él y, de verdad, son tan útiles como claros.

    Siendo como son imprescindibles todos los pasos descritos (que abarcan tanto aspectos de marketing como de organización), el tema del título, al tratarse de la “puerta de entrada” al artículo, se está volviendo cada vez más crítico y complejo. No solo ahora hay que hacerlos aún más cortos, sino que hay que hacerlo llamativos y atractivos, al mismo tiempo que quede claro el tema principal del artículo, con palabras clave (o sinónimos directos) embebidos, sean fáciles de entender y leer, y que tengan una construcción natural y poco forzada. No es el punto que más trabajo requiera, no, pero para algo que al final quedará en 60 caracteres, yo diría que proporcionalmente es de los que más atención necesita. Y con una relevancia enorme: una mal titular puede ocultar y destrozar el fruto un trabajo espléndido.

    Saludos.

  • pablo
    Responder

    Muy buena guía, además de completa,mucho sentido común.Gracias por compartirlo

Déjanos tu comentario